La Loca de los Gatos

¿Por qué mi gato vomita después de comer?

Muchos gatos vomitan justo después de comer. Esto puede ser un síntoma de malestar o enfermedad. Sin embargo, algunas veces cuando consultamos al veterinario nos dice que nuestro gato está bien y que es normal que los gatos vomiten de vez en cuando. A veces también hemos probado a cambiar la alimentación por una especial para gatos con malestar digestivo pero no ha funcionado.

Así que… ¿Cuales son las causas por las que se producen los vómitos si se ha descartado que se trate de alguna enfermedad? Estas son las dos principales causas:

  1. Tu gato come demasiado rápido.
  2. Tu gato está tratando de eliminar bolas de pelo.

En el caso de las bolas de pelo es fácil saber si este es el motivo por el que se produce el vómito. Basta con mirar lo que ha vomitado y ver si contiene una bola o un montoncito de pelo. Así, en este caso tendremos que fijarnos en varias cosas, por un lado la prevención, tratando de reducir la ingestión de pelo al mínimo, por ejemplo usando peines que ayuden a retirar el pelo muerto o champús especiales para quitar el pelo procedente de la muda, o ambos. Por otro lado podemos mejorar la eliminación del pelo cuando ya se encuentra en el aparato digestivo, añadiendo a la dieta de nuestro gato pasta de malta, bien en forma de pasta o bien mediante premios que la contengan o cambiar su alimentación a una que sea Anti- Hairball (o indoor) y ayude a la eliminación de esas bolas de pelo. Tienes más info aquí.

Una de las principales causas que hacen que nuestro gato vomite después de comer es la velocidad a la que se está comiendo sus croquetillas. Si nuestro gato come demasiado rápido puede ser por varias cosas, por ejemplo:

Cómo hacer que nuestro gato coma más despacio:

Si conseguimos que nuestro gato coma más despacio conseguiremos que nuestro gato deje de vomitar (siempre que esta sea la causa!). Estas son algunas técnicas que nos pueden servir para que nuestro gato se tome la hora de la comida con más calma.

1. La forma más sencilla de hacer que nuestro gato coma más despacio, es cambiar el pienso por uno que tenga las croquetas bastante más grandes, de modo que dedicará más tiempo a comer y masticar. Podemos saber de qué tamaño es la croqueta fácilmente palpando por encima los paquetes. El pienso para gato d/d de Hills tiene unas croquetas considerablemente más gordas, aunque su sabor no es especialmente apetitoso (sus ingredientes principales son guisante y venado). En mi caso dos de mis gatos lo comen y los vómitos han desaparecido. Esta opción nos permite dejar la comida a su disposición todo el día.

Revisa también la ubicación del comedero, por si hay algo que puedas mejorar.

2. Otra opción es darles de comer por separado, dejando al gato que vomita comer solo en una habitación para que no sienta estrés por la presencia de otros gatos y pueda comer con más calma. Lo ideal en este caso sería no dejar la comida todo el día sino darles pequeñas porciones a lo largo del día, por separado y «a puerta cerrada».

3. Usa un comedero especial como este, para gatos que comen demasiado rápido. Solo tienes que dejar la comida en su interior y dejar que tu gato la vaya sacando.

Puedes tratar de hacer tu propio comedero para gatos glotones con un cartón de huevos, así tendrá que sacar el montoncito de comida de cada uno de los huecos, pero recuerda ponerle algo de peso porque si no en cuanto aprenda a volcarlo se comerá todo tan rápido como antes.

También puedes probar a añadir algunas pelotas de ping pong en el comedero para que se entretenga en apartarlas y coma más despacio, aunque la verdad es que muchos gatos ante tal molestia aprenden a sacar las bolas rápido del bol.

4. Usa un dispensador de premios, también tendrá que dedicar un tiempo a sacar cada bolita y comerá más despacio. Si tienes más gatos valora dejarlo en una habitación aparte para que no deje de comer por la presencia de otros gatos. Puedes comprar uno como este o fabricarlo tu mismo con este tutorial.

5. Puedes darle de comer a mano, quedándote a su lado y poniéndole las croquetas de 6 en 6, tal vez algunas más según veas, incluso tal vez de 2 en 2 si ves que las engulle… de modo que no pueda comer más que eso en cada bocado. Esta es la solución más extrema por la dedicación que requiere, por si todo lo demás falla.

Como digo siempre, estas técnicas pueden modificarse e incluso puedes ignorarlas y crear la tuya propia. Lo importante es que sepas cual puede ser el origen de los vómitos y una vez que lo hayas comprendido desarrolles tu mismo la forma que mejor os viene a ti y a tu gato para solucionarlo.

Si tienes tu propia técnica para que tu gato más despacio te agradeceríamos mucho mucho mucho que la compartas con los demás en el campo de comentarios <3

Salir de la versión móvil