Adoptar un Gato Adulto

A la hora de adoptar una mascota ya sea un perro o un gato, muchas veces olvidamos la posibilidad de adoptar uno adulto y por lo general nos solemos decantar por los gatitos cachorros por su ternura, encanto, etc… Pero ¿por qué no adoptar un Gato Adulto? Muchos gatos mayores necesitan un hogar o una segunda oportunidad. Nos ofrecerán igual afecto y companía que un gatito y más de uno se llevará una gran sorpresa. Contrariamente a lo que se cree, el hecho de que haya dejado la infancia, no significa que ya  no podrá ser educado (recuerda que estos animales están dotados de una gran inteligencia), incluso podrá aprender cosas nuevas!

los gatos adultos son divertidos

Sobre todo hay que tener en cuenta que si cogemos el gato de un refugio, el gato cachorro siempre va a tener más probabilidades de ser adoptado debido a los prejuicios de la gente. Sin embargo el gato cachorro se adaptará perfectamente a un refugio o un hogar puesto que no ha tenido ni una cosa ni la otra antes. Para un gato adulto la adaptación a un refugio puede ser larga y durísima puesto que ya estaba acostumbrado a su vida en un hogar con una familia humana. Es posible que pase mucho mucho tiempo hasta que tenga una segunda oportunidad.

Aunque con el carácter ya definido (algo que no es ni mucho menos un problema, el gato más tarde o más temprano sacará su personalísima forma de ser… en el caso de un gato adulto tenemos la oportunidad de saber de antemano cómo es nuestro nuevo acompañante, qué necesidades va a requerir y cuáles son sus gustos) es ideal para las personas ocupadas o que no se sienten en condiciones de cuidar a un gato pequeño ya que estos necesitan más atenciones (mientras más joven más cuidados) y son altamente activos y destrozones, dejando de lado el hecho que hay que educarlos. Un  gatito no puede estar demasiadas horas solo y… ¡Hay que tener mucha paciencia!

Un gato adulto no es sinónimo de “Aburrido”. Ellos también juegan e incluso hay algunos que llegan a ser tan o más divertidos que los chiquitos. Si anteriormente estuvo viviendo en una casa, es probable que sepa dónde debe “hacer sus necesidades”, relacionarse con niños, que no debe morder o arañar los muebles (de lo contrario se soluciona con un rascador), etc… Si no hubiera estado en una casa antes, no te preocupes, pronto aprenderá, incluso mucho más rápido de lo que piensas, a usar la caja sanitaria y las “leyes” de la casa.

Para su llegada.

Prepárale un espacio para dormir, confortable y en lugar discreto. En caso de que no quiera usarlo, no lo presiones ni reproches, deja que él elija.

No te olvides del plato de agua, debe ser fresca y en un lugar fijo de la casa donde no le caiga nada dentro. No lo andes cambiando de lugar cada dos por tres, el gato debe saber que ahí es donde estará el agua. Te recomiendo que uses los platos involcables y aunque veas que el agua esta hasta el tope, como que no hubiera tomado ni una sola gota deberas cambiarsela igual diaramente para que no se contamine. Si te da pena tirar el agua puedes regar las plantas con ella. Recorda: La leche no reemplaza el agua!

Si vas a usar caja sanitaria, ubicala en un lugar donde nadie pueda molestarlo, cómodo y seguro para que se sienta tranquilo, en caso que no sepa usarlo y haga en otra parte, habra que poner dentro un poco de sus heces.

Cuando llegue a casa, empezará a explorar la zona, no se lo impidas porque una vez que termine se sentirá menos nervioso por el cambio de ambiente.  Cuando vamos a mudarnos a otra casa, no vamos a todas las habitaciones para verlas y explorarlas? Tratá de vigilarlo para que no se meta en problemas ni corra peligros.

Si se muestra nervioso y grita, dile su nombre suavemente (aunque todavía no responda por él), acaricialo, ponelo en tu regazo si es necesario o llevalo a su cama, jaulita, etc… O bien, puedes darle un poquito de comida, si no quiere no le insistas.

Aceptación en el Hogar.

Si tienes otras mascotas, y el nuevo huesped le sopla (bufa), no te asustes no significa que no se adaptará, lo hace porque son extraños. De todos modos, siempre estate atento para que no haya problemas mayores y alejá a tus mascotas del recién llegado hasta que vean que pertenecen al mismo techo y se acepten. En caso de que tengas perros, ponele un collar y una correa por si se atacan uno al otro. Tienes que estar cerca de los dos para separarlos por si sucede cualquier cosa.

Si salís de casa y no va a haber nadie para cuidar del minino, no lo dejes solo entre los demás hasta que estés seguro que se adaptaron y aceptaron. Hasta que esto suceda, te recomendaría que dejes al Gato en una habitación aparte con su platito de agua y un lugar para acostarse. Si vas a estar mucho tiempo fuera y dejale la cajita sanitaria para que no ensucie en donde no debe.

Las personas de la casa deben tratar de no asustarlo ya sea gritando, saltando o corriendo a su alrededor. No hagas movimientos repentinos ni bruscos, puede creer que intentas golpearlo. Trata de que no se caigan objetos al suelo. Hablá con los niños para que no le estén muy encima cuando inspeccione la casa, que no sean demasiado cargosos y le den su espacio. Comprendo que la emoción de tener una mascotita nueva sea enorme pero hay que tratar de que el Gato se sienta lo mejor posible.

Casas con espacio abierto.

Cuidado con dejarlo salir porque no queremos que se vaya y no regrese. Un gato adulto callejero está acotumbrado a vagabundear y algunas personas tienden a tener a los mininos una sola noche como huesped, puede que esté acostumbrado a esto. Hay que tratar de mantenerlo un tiempo dentro de casa, hasta que consiga acostumbrarse y encariñarse con los dueños. Si querés que pase un rato afuera, te recomiendo que lo vigiles para que no se escape. El Gato camina por paredes finitas, salta grandes alturas y trepa con una facilidad única, no se confíen, es muy veloz.

El mejor momento es cuando el Gato sienta comodidad dentro del hogar y afecto hacia el mismo, que se sienta identificado, protegido.

El gato, en su edad adulta desarrolla una gran paciencia y amor hacia los humanos, nos aguantará y perdonará amorosamente si no lo hacemos del todo bien… ¡Se merecen una oportunidad y todo nuestro amor!

Fuente: Notas Gatunas – Solo Gatos.

Relacionado: Artículos, Consejos y Tips, Pendientes

Participa, deja un comentario

Enviar comentario

2 Comentarios en "Adoptar un Gato Adulto"

  1. Sara dice:

    Hola!! Os quiero dejar mi experiencia adoptando a una gatita preciosa y de unos 5 años. Aunque no es adulta pero no es un cachorro. La adopte hace tres semanas, la gatita es muy cariñosa y se adaptó bastante bien, de hecho mejor y más rápido de lo que esperamos .La encontraron en la calle y en malas condiciones. Ahora es una gata cariñosa lista y limpísima, he tenido más gatos y desde cachorros, pero estoy muy satisfecha con haber adoptado a una gata “adulta” . Por otro lado dan mucho menos que hacer, no es que sea ningún problema, pero es ideal para no dejar de lado la rutina. Son muy agradecidos y si pensáis adoptar el futuro felino será él el que os elija, no os dejéis engañar y darle una oportunidad a los creciditos.

  2. Pili dice:

    Gracias por este articulo el cual encuentro interesantisimo! Me ha encantado y, haber si poco a poco creamos entre todos conciencia para ayydar a aquellis maravillosos seres que nos estan esperando y necesitan.

© 2017 La Loca de los Gatos. Todos los derechos reservados. XHTML / CSS Valid.
Content Protected Using Blog Protector By: PcDrome.
Tienda para gatos